WeWork, una de las startups de coworking más grande del mundo

WeWork, una de las startups de coworking más grande del mundo

Brynner TorresBy Brynner Torres 10 meses ago
Home  /  [Colección] StartUps Exitosas  /  WeWork, una de las startups de coworking más grande del mundo
En Tentulogo creemos mucho en que en algunas ocasiones el apoyo entre emprendedores es necesario para el progreso, este es uno de los principales propósitos de nuestro Club de Emprendedores y la startup de la que hablaremos en esta ocasión expresa esta creencia.

WeWork es una compañía de bienes raíces de origen estadounidense que ofrece soluciones para trabajos de oficina, ya sean elementos, espacios o tecnología a otras empresas, emprendedores, freelancers, startups o pequeños negocios, es decir, todo aquel que lo necesite y lo que sea que necesite lo podrá conseguir de manos de WeWork: desde simples escritorios a oficinas enteras, a través de sus distintas locaciones alrededor del mundo.

Quizás estarás pensando qué tiene de especial una proveedora de espacios, la respuesta es que lo especial de WeWork se encuentra en el hecho de que el entorno que crean asegura mejorar e incrementar aspectos importantes de cualquier trabajo como la productividad, la innovación, la colaboración  y la concentración. En propias palabras de la compañía su objetivo queda definido de la siguiente manera:

“WeWork es una red global de espacios de trabajo donde las personas y las compañías crecen juntos. Transformamos nuestros edificios en entornos donde se fomenta la creatividad, el enfoque y las conexiones. Esta transformación va mas allá de crear los mejores espacios de trabajo; queremos crear un movimiento donde humanizamos el trabajo. En verdad creemos que entre CEOs pueden llegar a ayudarse mutuamente, que nos podemos sentir tan cómodos en la oficina como en casa, y que todos podemos emocionarnos cuando llega el lunes si lo que hacemos nos apasiona y significa mucho para nosotros.”

WeWork cree en que la naturaleza del trabajo está cambiando, y están en lo cierto, ya que cada día que pasa, un equipo de trabajo contento no sólo se logra con café, tecnología y un buen salario, ahora también son necesarias otras cosas como espacios bien pensados, eventos o actividades especiales e instalaciones únicas destinadas a mejorar el rendimiento laboral.

WeWork está conformado por un grupo de diseñadores, artistas e ingenieros que crean cada espacio de manera personalizada según las necesidades del cliente.

WeWork está conformado por un grupo de diseñadores, artistas e ingenieros que crean cada espacio de manera personalizada según las necesidades del cliente, pero teniendo como prioridad aspectos claves como la luz natural, la comodidad y la inspiración.  El lugar ideal lo defines tú, sólo di qué dirección te gustaría, cómo sería tu edificio ideal y qué ambiente esperas que te rodee, entonces WeWork pondrá manos a la obra y te dará ese lugar que tanto deseas.

Los contratos mensuales de WeWork van desde un simple escritorio a oficinas de 3000 pies cuadrados o más con la promesa hacer crecer y mejorar el espacio a medida que crece tu equipo de trabajo, cubriendo planes de hasta más de 500 personas.

Además de los servicios que ya mencionamos, WeWork también ofrece servicios virtuales, un seguro de salud, eventos sociales, programas educativos e incluso un retiro anual durante el verano. Todos sus miembros, que actualmente son más de 150.000 tienen acceso a estos beneficios.

WeWork tiene más de 2000 empleados, cuenta con más de 170 de oficinas y se encuentra en 20 países alrededor del mundo, incluyendo: Estados Unidos, Argentina, Alemania, Australia, Brasil, Canadá, Colombia, China, Corea del Sur, España, Francia, India, Irlanda, Holanda, Israel, Japón, México, Perú, Reino Unido y Singapur.

Antes de WeWork

Adam Neumann, se estima que su foruna actual supero los 2600 millones de dólares | vía Forbes

Antes de mudarse a Estados Unidos en 2001 y fundar la multimillonaria startup Adam Neumann, originario de Israel, era un oficial naval del ejercito israelí que una vez en territorio americano comenzó una clase de travesía profesional que lo llevo a donde está hoy.

Desde que llegó a Estados Unidos, Adam decidió emprender, es así como funda su primer negocio llamado  Krawlers, una marca de ropa para bebés. Curiosamente en el mismo edificio donde había establecido su negocio se encontraba quien sería el futuro co-fundador de WeWork, Miguel McKelvey, un arquitecto con su propia firma. Adam recuerda estos años como poner su energía en los lugares incorrectos.

A pesar de tener un negocio de ropa para bebés, el verdadero interés de Adam siempre fueron los bienes raíces, y cuando vio un gran almacén desocupado en el vecindario de Dumbo, Nueva York, se enamoró completamente de él y supo que debía hacer algo al respecto.

Miguel McKelvey, cuya fortuna casi supera los 2 mi millones de dólares | vía Huffinton Post

Cuando Neumann se acercó al arrendador y le preguntó por el edificio, este simplemente le dijo: “Trabajas en el mundo de ropa para bebés, ¿qué sabes de bienes raíces?”, a lo que Adam respondió: “El edificio está vacío, ¿qué sabes tú de bienes raíces?”.

Poco tiempo después, en 2008, Adam y Kevin fundaron  el negocio de bienes raíces Green Desk, en Brooklyn, siendo esta la primera versión de lo que sería WeWork. El enfoque de Green Desk era espacios de trabajo sostenibles con mueblería reciclada y electricidad proveniente de fuentes ecológicas como el viento.

Los clientes conocidos como miembros , podían rentar un escritorio o una oficina privada mensualmente. Green Desk cumplía con todas las expectativas y las superaba: oficinas completamente amuebladas, salas de conferencia, Internet de alta velocidad, lo mejor tecnología en  herramientas, y una cocina bien surtida.

A pesar de encontrarse en el medio de una crisis que afectaba directamente al mundo de los bienes raíces, Green Desk prosperó y empezó a ser rentable más rápido de lo esperado. En cortos dos años descubrieron dos cosas fundamentales: que ser verdes debía formar parte de lo que sea que hagan, pero que que el verdadero futuro del trabajo se encontraba en las personas, no en la sustentabilidad ecológica. Así que en 2010 vendieron Green Desk e iniciaron un nuevo camino.

Fundación de una startup multimillonaria

Con un mejor concepto en mente y 300.000 dólares en el bolsilo, que obtuvieron al vender Green Desk, fundaron lo que hoy conocemos como WeWork.

Al comienzo les consternó no contar con una posibilidad de crédito bancario o algún edificio del que disponer, ya que quería comenzar a lo grande, pero para poder hacerlo bien debían ir por lo más bajo, así que el dúo de emprendedores lograron convencer a otro arrendador y rentaron un piso de un edificio en SoHo, Nueva York a modo de prueba e invirtieron casi todo el capital para hacer del lugar algo increíble.

WeWork abrió sus puertas a los emprendedores en Nueva York en abril de 2011, y desde entonces no ha hecho más que expander por Estados Unidos y el mundo. Los clientes de WeWork van desde una sola persona, startups digitales como Business Insider, a grandes empresas como Merck y American Express.

La visión de los emprendedores sobre lo que podría ser WeWork siempre fue muy lejana

La primera locación de WeWork contaba tan sólo con 3000 pies cuadrados y tenía un estilo bastante hogareño, con pisos de madera y paredes de ladrillos que Adam y Kevin limpiaron con sus propias manos. La visión de los emprendedores sobre lo que podría ser WeWork siempre fue muy lejana, y mientras limpiaban su primer espacio, imaginaban como las oficinas sólo formarían parte de un ecosistema para emprendedores conformado por apartamentos, gimnasios e incluso barberías.

Espacio común de WeWork | vía WeWork

Cada espacio de WeWork cuenta con características similares pero también tienen detalles que los hacen especiales y diferentes del resto, generalmente tomando inspiración del país o ciudad en que se encuentra y el entorno que le rodea.

Rompiendo récords

En el corto período de un mes, gracias a la emoción de los jóvenes emprendedores por los servicios de la compañías, WeWork se convirtió en algo rentable, por lo que rápidamente buscaron inversores para hacer crecer un poco más la marca. Y definitivamente algo que la puso en la vista de los inversores fue cuando Pepsi ubicó algunos de sus empleados en la sede de WeWork en SoHo.

El crecimiento fue lento pero seguro, dos años después WeWork tenía dos locaciones más y gracias a esto llamó la atención de la firma de capital de riesgo Benchmark, firma que ha apostado por onBay, Twitter y Uber. Benchmark lideró una ronda de financiamiento de la cual obtuvieron 17 millones de dólares, acelerando el crecimiento de la marca tremendamente.

Para 2014, los 3000 pies cuadrados se convirtieron en 1.5 millones y ya contaban con 10000 miembros. Este mismo año lograron inversiones de la mano de Morgan Chase & Co, T. Rowe Price Associates, Wellington Management, Goldman Sachs Groups, the Harvard Corp., Benchmark y Mortimer Zuckermen, CEO de Boston Properties.

Uno de los espacios comunes más hermosos de WeWork New York | vía WeWork

En 2015 WeWork ya contaba con 51 espacios a lo largo de Estados Unidos, Europa e Israel, el doble de lo que tenían en 2014. Este mismo año la compañía fue galardonada como la “compañía más innovadora” por Fast Company magazine.

En menos de 5 años la empresa estaba ya valorizada en 16 mil millones de dólares

En marzo de 2016, se anunció que la compañía recaudó 430 millones de dólares en una ronda de financiación por parte de Legend Holdings y Hony Capital Ltd., valorizando la compañía a nada más y nada menos que 16 mil millones de dólares ¡en menos de 5 años!

En abril de 2017, WeWork lanzó una tienda online de servicios y software para sus miembros, además comenzó a a ofrecer clases fitness en varias de sus locaciones. En julio, la compañía alcanzó una valoración de 20 mil millones de dólares, un mes después de está valuación se anunció que WeWork se expandiría a China, luego de recibir una inversión de 500 millones de dólares por manos de SoftBank, Hony Capital y otros interesados en crear WeWork China.

Café de WeWork China | vía WeWork

En 2017 WeWork adquirió Meetup y reportó una ganancia anual superior a mil millones de dólares, incrementado sus ganancias un 88%.

Críticas y controversias

Como toda compañía exitosa, WeWork se ha enfrentado a críticas y a disputas legales sobre sus servicios de custodia. Los escépticos creen que WeWork no podrá mantener su valuación, a pesar de ser completamente rentable desde 2015, ya que lo consideran una nueva burbuja tecnológica, que explotará en cualquier momento, y hay varias preocupaciones en cuanto a la estabilidad de su modelo de negocios.

Uno de los argumentos que usan con más frecuencia estos escépticos es que las startups son los clientes base de WeWork, así que si ocurre una recesión en el mercado, podría dificultarse para muchas startups mantener buenas ganacias, por lo que no podrían seguir asociados a WeWork y entonces la compañía tendría problemas para mantener su rentabilidad.

WeWork respondió este argumento aclarando que sólo una pequeña fracción de sus clientes son otras startups tecnológicas, y que la mayor fracción, que además crece con mayor rapidez, son compañías bien establecidas.

De hecho en 2017 lograron abrir oficinas especiales para grandes compañías como Amazon, Microsoft e IBM, en ciudades donde cuentan con menos empleados.

La controversia también ha formado parte de la historia de esta startup. A finales de 2017 fueron acusados de infiltrar empleados en compañías competencia para espiar sus movimientos, robar información y clientes. Esto aún no ha sido confirmado ni negado por la empresa.

Otros proyectos

En su búsqueda de crear una comunidad de emprendedores, WeWork ha desarrollado una serie de proyectos que vale la pena mencionar:

WeLive

Apartamento de WeLive | vía WeWork

Las viviendas de WeLive cuentan con espacios privados y espacios compartidos

WeWork desde 2016 se zambulló en el negocio de los bienes raíces residenciales, con su proyecto WeLive spaces, que consiste en micro-apartamentos individuales pero co-relacionados en varias de sus ciudades más importantes. Con un concepto similar a las oficinas, las viviendas de WeLive cuentan con espacios privados y espacios compartidos como librerías, lobbies, cocinas, lavanderías, etc. Este conjunto de viviendas tienen estacionamiento para bicicletas, jardines, sistema de energía verde y otras características, como parte de los principios ecologistas de la marca.

Rised by We

Campo de entrenamiento de Raisde by We en Manhattan | vía WeWork

Anteriormente conocido como WeWork Wellness, es un concepto de gimnasios que actualmente sólo se encuentra disponible en Manhattan. Consiste en un gran espacio que cuenta con un estudio de yoga, un área de boxeo, campo de entrenamiento con equipo para cardio incluido, un área general de ejercicios y un spa. Además, ofrecen clases de distintas disciplinas y sesiones de entrenamiento personal.

WeGrow

Este es un proyecto que fue anunciado en Noviembre de 2017 para abrir en otoño de 2018. WeGrow será una escuela privada para niños desde tres años de edad hasta cursantes de cuarto grado. La primera locación permanente de esta escuela será en las oficinas centrales de WeWork en Nueva York.

WeWork Labs

Startups apadrinadas por WeWork

Con este proyecto la startup se convierte en maestro, ya que WeWork Labs es básicamente una incubadora de startups, en la que la marca agrupa las startups miembros más prometedoras y les dan el apoyo y herramientas necesarias para su fase inicial, lo que necesitan para superar esta fase inicial, y les ofrecen acceso a mentorías, presentaciones a los VC y formar parte de eventos exclusivos como: días de prueba y talleres UX.

WeWork es una de las startups más grandes y más interesantes de la actualidad. Aunque no tuvo un comienzo tan complicado y en poco tiempo vieron los frutos de su idea, varios sacrificios fueron necesarios para poder lograrlo, como dejar todo lo que conocían y hacer las cosas por sus propias manos con muy poca ayuda externa. Por último, este éxito se lo deben a sus acertados pasos, que lograron dar sabiamente por dos razones principales: la experiencia obtenida en sus emprendimientos anteriores y haber tenido una idea muy clara de lo que buscaban como empresa desde el comienzo.

En menos de ocho años, WeWork supera una valoración de 20 mil millones, siendo uno de las startups mejor valoradas del mundo y la más poderosa de toda Nueva York. El futuro que le depara a esta marca que se ha convertido en una verdadera comunidad, es muy grande, ya que sus clientes son los emprendedores, y mientras los sueños y las ganas de superarse no mueran, siempre habrán emprendedores.
Referencias:
Con información de: WeWork | Business Insider  | Wikipedia  | Business Insider

¿Eres emprendedor/a?

Todos los días publicamos en nuestro blog para emprendedores, te invitamos a que te apuntes a nuestra lista para recibir nuestros mejores artículos, consejos, noticias, novedades, ofertas y sorpresas. ¡Todo muy cool! Cero spam.

¡Genial! Muchas gracias por suscribirte.

Uy, algo ha salido mal. Revisa e intenta de nuevo.

Category:
  [Colección] StartUps Exitosas

Si te gustó, agradeceremos que lo compartas :)

this post was shared 0 times
 000
Brynner Torres
About

 Brynner Torres

  (26 articles)

¡Hey espera! ¿Eres emprendedor/a?

Todos los días publicamos en nuestro blog para emprendedores, te invitamos a que te apuntes a nuestra lista para recibir nuestros mejores artículos, consejos, noticias, novedades, ofertas y sorpresas. ¡Todo muy cool! Cero spam.

¡Genial! Muchas gracias por suscribirte.

Uy, algo ha salido mal. Revisa e intenta de nuevo.