Curso Inbound Marketing, [4] Marketing y publicidad

[Cap.5] ¿Cómo hacer un análisis de keywords adecuado?

Curso de Inbound Marketing
Si estás en este artículo sabrás que las keywords son una parte fundamental de tu estrategia de marketing de contenidos y SEO. Ellas tienen una alta cuota de responsabilidad en un buen posicionamiento en buscadores y cuando consigues las adecuadas, éstas lograrán ser lo suficientemente efectivas para que tu contenido obtenga grandes visualizaciones en internet.

La búsqueda de keywords o el análisis de palabras clave es una de las tareas esenciales para lograr un buen SEO y muchos no comprenden que colocar cualquier keyword o la que creemos que buscarán nuestros usuarios no es el mejor método si lo que realmente deseamos es conseguir a los visitantes adecuados y, en caso de los negocios en línea, a los potenciales clientes.

Sabemos que puede resultar complejo determinar las más idóneas para tu negocio, página web o blog. Pero ya sabes que aquí estamos para facilitarte las cosas y hemos querido reunir los mejores tips para ayudarte en la tarea. ¿Todo listo? Vamos a ello.

¿En qué consiste el análisis de keywords?

Esto no es más que el proceso de encontrar y analizar los términos de búsqueda reales que las personas introducen en buscadores. En este proceso debes analizar muy bien a tu público objetivo o buyer persona, pensar como ellos para tratar de armar un abanico de posibles palabras claves que puedan emplear para tratar de encontrar lo que necesitan.

Los beneficios de un buen análisis de keywords

Si aún no te queda claro por qué esto es un proceso que DEBES hacer, te dejamos algunos beneficios o razones relevantes que seguro te convencerán:

  1. Filtra el tráfico web: obtener altos volúmenes de tráfico web es genial, pero más lo es obtener el tráfico adecuado, el de calidad, el tráfico que esperamos de nuestro público objetivo y esto sólo es posible cuando utilizamos las palabras claves ajustadas a la naturaleza de nuestro negocio o página web.
  2. Optimizas los gastos: una vez que has dado con las keywords correctas, podrás destinar tus recursos o tu presupuesto a ellas, las que son verdaderamente efectivas, evitándote así un gasto innecesario en aquellas que no están arrojando los resultados que esperabas.
  3. Aumentas la tasa de conversión: como colocar keywords correctas en tu contenido hace que se filtre el tráfico web y te visite tu target, esto incrementa las posibilidades de obtener mayores conversiones, lo que en consecuencia mejora el ROI de tu estrategia.
  4. Te proporciona información sobre tus clientes y te ayuda a encontrar nuevos mercados: hacer análisis de keywords te proporciona datos relevantes sobre el comportamiento del mercado y de tu target, ya que conoces las intenciones de búsqueda del usuario y verás qué es lo que más le está interesando sobre tu industria y qué temas están siendo populares en ella, además, podrás encontrar perspectivas distintas y descubrir contenidos que necesitan de más atención.
  5. Te permite mejorar tu estrategia de marketing de contenidos: saber qué es lo que están buscando tus potenciales clientes es el punto de partida para elaborar el contenido que ellos necesitan para llegar a ti. De hecho, la mayoría de los sitios web y blogs exitosos crean su estrategia de marketing de contenidos basándose en palabras clave, orientados en el consumidor, de esta forma optimizan los resultados, le dan más sentido al texto y evitan ubicar keywords al azar.

Tipos de keywords

Es necesario conocer cómo se clasifica cada keyword para que puedas entender cómo realizar adecuadamente el análisis de las mismas.

Entonces, las keywords pueden clasificarse según:

1. La intención

Hoy en día, la intención que tiene el usuario con su búsqueda es un elemento clave para posicionarse en buscadores como Google, ya que éste le da más importancia a que tu página web aborde el problema que el usuario intenta resolver, en vez de que simplemente tu página lleve la palabra que el usuario utilizó en su búsqueda.

Esta “intención” suele dividirse en tres tipos:

  • Informativa: por ejemplo, para conocer el significado de algo, una noticia o cómo preparar una receta.
  • Transaccional: para comprar algún producto o servicio o descargar contenido.
  • Navegacional: para encontrar un sitio web en específico. Por ejemplo: “YouTube”.

2. El volúmen de búsquedas

Esto es simplemente la cantidad de búsquedas que se originan por cada palabra clave. También se dividen en tres grupos:

  • Genéricas (head): son las keywords con mayor volumen de búsqueda y competencia. Por ejemplo: perros, autos, zapatos.
  • De cola media (middle tail): por lo general es una frase que contiene dos o tres palabras que describen un poco más la búsqueda. A pesar de que se especifica más, siguen siendo generales. Por ejemplo: jeans blancos, comida italiana.
  • De cola larga (long tail): estas son a las que debes apuntar. A pesar de que son largas y muy específicas, diversos estudios han comprobado que son las que tienen mayor tasa de conversión. Esto se debe a que el usuario ya tiene muy claro lo que quiere con la búsqueda. Por ejemplo: restaurantes de comida tailandesa en Madrid, comprar vuelos baratos a Chicago, entre otros.

Lo común es pensar que colocar sólo keywords genéricas (que son las que tienen más búsquedas) es lo correcto, sin embargo, precisamente por la competencia tan grande es difícil posicionarse con alguna de ellas. Por esta razón, los expertos en marketing de contenidos y SEO se enfocan en las long tails, que tienen una intención mucho más definida y crean más posibilidades de que el usuario compre o se convierta en un lead; o simplemente realizan una mezcla entre las genéricas y las long tails para incrementar sus posibilidades.

El procedimiento para el análisis de keywords

1. Haz una lista con los temas más relevantes de tu negocio

Recuerda que la finalidad de todo es atraer al potencial cliente o a tu público objetivo con las palabras y temas que son afines a tu negocio y a los productos o servicios que ofreces. Así que el primer paso es analizar muy bien cada aspecto de tu compañía y determinar en general cuáles son estos temas importantes. Por ejemplo, en nuestro caso, estos aspectos relevantes son: logos, branding o creación de marca, emprendimientos y marketing.

2. Identifica las posibles keywords para cada tema

Ahora toma tu lista y piensa en las palabras clave que crees que los usuarios buscarían por cada tema, aquellas que consideras que se posicionarían mejor en los resultados de búsquedas de Google (SERP). Si tomamos alguna del ejemplo anterior, como “logos” debemos tratar de hacer una lluvia de ideas con las keywords que creemos que puedan encajar con este tema. Algunas podrían ser: cómo crear un logo, diseño profesional de logos, diseño de logos en línea, cuánto cuesta diseñar un logo, programas para crear logos, diseñar logos creativos, etc.

Esto no significa que éstas serán las keywords definitivas, es simplemente un ejercicio para poner en papel cualquier idea que creas que los usuarios puedan tener en torno a los temas importantes para tu empresa, en los siguientes pasos irás puliéndolas poco a poco.

Sabemos que puedes llegar a un punto donde no se te ocurran muchas keywords por tema. Pero he aquí algunos tips:

  • Pregunta a tus empleados o a los del departamento de ventas qué tipo de términos utilizan los prospectos o clientes o cuáles son sus preguntas frecuentes.
  • Busca sobre el tema en Google y fíjate en lo que va arrojando la función de autocompletado (sí, esas frases que van apareciendo cuando escribes palabras en el buscador) y en la sección de búsquedas relacionadas ubicadas al final de la página. Por ejemplo: si coloco la palabra “marketing” en búsquedas relacionadas aparecen “tipos de marketing”, “para qué sirve el marketing”, etc. También puedes probar buscar estas búsquedas relacionadas y fijarte en sus búsquedas relacionadas. Por ejemplo: buscando “tipos de marketing” los resultados en las búsquedas relacionadas son “tipos de marketing digital”, “tipos de marketing turístico” y así sucesivamente.

3. Evalúa las keywords de tu competencia

No siempre tus competidores estarán tratando de apuntar hacia las mismas keywords, sin embargo, es recomendable que hagas una búsqueda de las palabras clave que ellos están tratando de posicionar de manera que puedas hacer una comparación y darte cuenta a cuáles deberás ponerle más empeño para lograr un mejor ranking. No pasa nada si tu tienes algunas que tu competencia no, esto no significa que las debas descartar, simplemente tómalo como una oportunidad para abarcar más términos relacionados a tu mercado y proveer información a tus usuarios sobre temas diferentes a los de tu competencia, pero igualmente relevantes.

Para hacer esta evaluación es necesario que recurras a herramientas como SEMrush, Ahrefs o Sistrix, que no son precisamente herramientas baratas, pero que si te interesa un poco el SEO, obtendrás con ellas unos informes y resultados muy poderosos. 

4. Utiliza herramientas para enriquecer tu lista de keywords con long tails

Para ir puliendo más nuestra lista, haremos uso de algunas herramientas que están específicamente diseñadas para que introduzcas tu keyword y como resultado arrojen sugerencias, combinaciones, volúmenes de búsqueda, etc. Por lo general, muchas de ellas también tienen filtros basados en la locación (el mercado geográfico al que quieres apuntar).

Algunas de las más utilizadas y reconocidas son:

  • Übersuggest
  • Keywordtool.io
  • Google Trends
  • Google Keyword Planner

Te recomendamos que dejes el Keyword Planner para lo último, ya que es el que te proporcionará los mejores datos sobre volúmen de búsqueda y tráfico estimado por palabra clave. Entonces empieza a ordenar las keywords desde las que tienen más posibilidades de posicionarse, hasta las que tienen menos y junto con la herramienta de Google Trends, verifica si vale la pena mantener las que tienen menor posibilidad, ya que puede ser que quizás el término casi no tenga volúmen de búsqueda, pero en esta herramienta observes que hay una tendencia a la alza, por lo que puedes esperar buenos resultados a largo plazo.

  • Otro tip para diversificar tu lista de palabras clave: utiliza sinónimos o emplea Google Analytics para descubrir con cuáles palabras ya se está posicionando tu web, así tendrás una idea más clara de las keywords relacionadas que puedan tener buenos resultados.

Una vez que has concluido todos estos pasos deberías tener un documento con keywords optimizadas para tu web, listas para ser incluidas en tu estrategia de marketing de contenidos. HubSpot, la empresa creadora de software para marketing, recomienda que reevalúes tu lista cada cierto tiempo (sugieren una vez cada trimestre) ya que tu negocio irá creciendo y con ello tu autoridad en el SERP, lo que te llevará a descubrir más keywords para complementar las que ya están posicionadas.

Ya ves que realizar una búsqueda de palabras clave no es cualquier cosa y se debe tomar muy en serio porque de ello dependerá el éxito del posicionamiento en buscadores de tu página web, así como de tu contenido. Pero no te preocupes, esto es algo de ensayo y error, ya verás que cuando lo realices varias veces será pan comido y hasta divertido.
Referencias:
Imágenes vía Envato Elements
HubSpot | 40 de fiebre | SEMrush
Tentulogo

Tentulogo

En Tentulogo somos expertos en crear e impulsar marcas para emprendedores. Comenzamos en 2005 especializados en el Diseño Profesional de Logos, y a día de hoy, ofrecemos todo un abanico de servicios profesionales integrales para emprendedores, empresarios y startups.

¿Y tú que piensas?

Si el artículo te generó alguna opinión, duda o tienes otro punto de vista o sugerencia, estaremos encantados de leerte y de responderte :)